Me gusta pensar de mi propia situación en la “comunidad de desarrollo” (si es que existe una) como un elemento lateral. Estoy al tanto, conozco a alguna gente, pero en la mayor parte evito mezclarme. Así, veo algunas cosas y otras no. Y, quizá, algunas de las cosas que veo las veo desde un punto de vista algo menos frecuente. Boh, igual digo todo esto para convencerme de que es así cuando la realidad es otra. A saber xD

El caso es que he estado pensando en un fenómeno concreto que sucede con algunas personas, concretamente con su progreso por la vida. Seguramente esto es aplicable a otras muchas profesiones, claro. No son los programadores tan diferentes como se creen.

Pues lo que he notado es cómo hay algunas de estas personas que van inexorablemente progresando por un camino que sólo va a más, que sólo puede ir a más. Y es un reflejo de ese “clásico” camino que ellos mismos rechazan, aquel que te hacía pasar de junior a senior a analista a arquitecto a jefe de equipo a… Con la diferencia, claro está, que ahora con las estartaps el progreso puede hacerse en unos días. Ahora pasas de programador a algo con tres letras (mejor si tiene forma /C[A-Z]O/, claro) a founder a serial entrepierrenodoiuneur a tecnologista a evangelista a semi-dios a…

Y lo peor es eso, que ese camino en ningún momento puede dejar de ir a más porque ese será el momento que señale que has tocado techo y, por tanto, estás acabado.

Frecuentemente me han preguntado diferentes personas por mi progreso en la vida y algunos se sorprenden de no verme en ese camino. O a veces simplemente de no verme “más allá” de donde estoy. Tú podrías ser… y Tú ahora podrías cobrar… y Tú podrías estar en…. Quizá sí. Quizá no. Pero personalmente me alegro de haber preferido tomar un tipo de camino diferente. Un camino que me permita desviarme, que me permita de vez en cuando volver atrás. Para ellos, quizá sea “ir a menos”. Yo personalmente sólo me planteo que no necesito ser “más” de lo que era hace 5 años. No me interesa ser “más”. Me interesa ser “diferente” de lo que era, intentar ser “mejor” de lo que era, e intentar hacer que otros sean mejores y diferentes.